Publicidad (Top)
Este lunes, se supo que el exministro de Comunicaciones del gobierno del Partido Patriota, Alejandro Sinibaldi se entregará a la justicia, luego de permanecer prófugo por más de dos años. Sinibaldi es requerido por varios casos que investiga la Fiscalía Especial contra la Impunidad (FECI) y la extinta Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).
Sinibaldi arribó a mediodía al país a la Fuerza Área Guatemalteca ubicada en la zona 13, luego fue trasladado a Torre de Tribunales.
Publicidad (Inline)

PRISIÓN PREVENTIVA

Según fuentes del Ministerio Público (MP), se solicitará que el exministro permanezca en prisión preventiva para asegurar su presencia en los diversos procesos y para evitar cualquier obstaculización a la averiguación de la verdad.

NO ES COLABORADOR

Además, se confirmó que Sinibaldi no es colaborador eficaz en ninguno de los procesos que tiene pendientes con la justicia guatemalteca.

DESDE EL 2016

Sinibaldi era buscado desde 2016 por el caso Cooptación del Estado, mientras que en julio de 2017, por el caso Construcción y Corrupción: Los negocios del MICIVI (Ministerio de Comunicaciones), se emitió una nueva orden de aprehensión en su contra y en enero de 2018, se emitió otra pero por el caso Odebrecht.

En septiembre de 2019, el Juzgado Undécimo de Instancia Penal, a cargo del juez Eduardo Cojulún, giró una orden de captura en contra de Alejandro Sinibaldi, esto por el Caso Seguridad y Transporte, por presuntas anomalías en los contratos de seguridad para el Transurbano.

Mientras estos procesos han avanzado las fuerzas de seguridad han realizado allanamientos a inmuebles relacionados a Sinibaldi para su captura o para obtener indicios de las investigaciones donde ha sido señalado. También inmuebles vinculados a él han sido puestos a disposición de las autoridades.

En diciembre de 2019, el Departamento de Estado de EE. UU. designó públicamente al exministro de Comunicaciones, Alejandro Sinibaldi, por su involucramiento en corrupción y haberse beneficiado de esta. El exfuncionario tiene prohibición para entrar a ese país.

Sin grilletes y hablando por celular

Noticia en desarrollo…

Publicidad (Bottom)