La señora Rosa María Vargas de Baldizón, esposa de Manuel Baldizón, excandidato a la presidencia por el extinto partido Líder, fue protagonista de una discusión en un laboratorio médico.

En el video indican que la señora Vargas de Baldizón se molestó porque el tiempo que tuvo que esperar para que le autorizaran su seguro para un examen médico en el lugar.

Cuando ella se percató de que estaba siendo grabada indicó que eso era un delito.

“Soy una persona que vino a pedir un servicio y su empleada me atendió mal. ¿Y qué hace él tomando video”, se escucha en la grabación.

Luego, una persona del lugar se le acercó y ella le respondió que no la tocara porque “es delito tocar a una mujer”.

Después, tomó el libro de quejas del consumidor de la Dirección de Atención y Asistencia al Consumidor(Diaco) y se sentó a escribir.

ANTERIOR CONFLICTO

En diciembre, Rosa María fue protagonista de un alegato en el interior de un bus pullman.

El escándalo fue capturado en video por los pasajeros que estaban asombrados en su actuar.

La señora Rosa María aseguraba que se defendía luego de recibir un insulto de una mujer que se transportaba en el mismo autobús.

La usuaria la trató mal porque indicaba que la señora Rosa María había provocado que el bus se retrasara en su trayecto. Y esto desató una fuerte discusión.