Rusia armó este jueves 14 de junio de 2018 una fiesta total en el inicio del Mundial-2018 con una colorida fiesta inaugural y una inesperada goleada 5-0 a Arabia Saudí, en la víspera de un duelo que se las trae entre una España con entrenador de emergencia y Portugal, que confía en un implacable Cristiano Ronaldo.

En el primer juego de la cita del Mundial-2018 en el estadio Luzhniki de Moscú, el anfitrión  se plantó para proclamar que ‘esta es mi casa’ y arrasó a una débil formación de Arabia Saudí, que no tuvo un minuto de reacción.

 

 

 

Entre el cantante inglés Robbie Williams en la ceremonia inaugural y los goles del equipo dirigido Stanislav Cherchesov, Rusia completó una jornada de ensueño que en los papeles no daba para el entusiasmo.

Aunque Williams sorprendió con un gesto obsceno ante un cámara durante su show de media hora, que causó revuelo.

Los protagonistas deportivos del espectáculo fueron Denis Cheryshev, autor de un doblete (43, 90+1), unido a los tantos de Yuri Gazinsky (12), Artem Dzyuba (71) y Aleksandr Golovin (90+4).

“Les felicito por el comienzo del campeonato más importante del mundo”, dijo luego el presidente ruso, Vladimir Putin al dejar oficialmente inaugurado el evento del deporte rey.

Y horas antes de la fiesta inaugural, Alexei Navalny, el principal opositor al gobierno Vladimir Putin, anunció que fue liberado este jueves: “Estoy de nuevo con ustedes después de 30 días de detención”, escribió en Twitter. “Estoy muy feliz de estar libre”, compartió.

La justicia rusa había condenado a Navalny, de 42 años, por organizar una protesta dos días antes de la toma de posesión de Vladimir Putin, el 7 de mayo pasado, para un cuarto mandato presidencial.

El día después

Y mientras la pelota rodó en Moscú, España buscará recuperarse del terremoto que sufrió el miércoles con la destitución de su entrenador, Julen Lopetegui, y su reemplazo por Fernando Hierro, director deportivo de la federación (RFEF), a un día de su debut en el Mundial, el viernes contra Portugal.

Al ser presentado como nuevo entrenador del Real Madrid, Lopetegui sostuvo este jueves que su destitución se transformó en “el día más triste” de su vida desde la muerte de su madre.

En la presentación del nuevo orientador blanco en Madrid, el presidente de la poderosa institución, Florentino Pérez, consideró de “respuesta desproporcionada” e “injusta” el despido de Lopetegui.

Con otro estado de ánimo, Hierro dijo que se nueva función “es un reto bonito, apasionante. Las circunstancias son las que son y, a partir de ahí, acepto esta responsabilidad con valentía”.

Lopetegui fue destituido el miércoles, abriendo una crisis en el seno de la selección, un día después de que fuera anunciado como director técnico del Real Madrid por las próximas tres temporadas tras el Mundial.

Si el terremoto sufrido en el seno de la selección española hizo mella, se verá el viernes en Sochi, cuando ésta se enfrente a la Portugal de Cristiano Ronaldo desde las 15H00 GMT por el Grupo B, en el partido que cerrará la segunda jornada del Mundial.

Salah “casi al 100%”

Egipto respiró este jueves con la favorable recuperación de su ídolo Mohamed Salah luego de que su entrenador, el argentino Héctor Cúper asegurara que el goleador está “casi al 100%” de la lesión que sufrió en su hombro derecho.

Salah, que cumplirá 26 años el día del partido, ya había dado muestras de recuperación el miércoles cuando se unió a una sesión de entrenamiento de los ‘faraones’ en Grozni.

El portero uruguayo Fernando Muslera expresó la esperanza de que Salah juegue contra la Celeste.

“Me gusta que jueguen los mejores jugadores. Entreno con los mejores y quiero que jueguen los mejores”, dijo Muslera.

La que no tiene dudas es la selección uruguaya, que llega con su poderosa delantera formada por Luis Suárez y Edinson Cavani a buscar su primera victoria en un debut mundialista en casi medio siglo, concretamente desde México-1970.

Fue precisamente 1970 el primer Mundial que organizó México, que el miércoles se convirtió en el primer país organiza tres torneos del orbe, después de que la candidatura para el torneo de 2026 que comparte con Estados Unidos y Canadá venciera a Marruecos.

De esta forma, México, que además es el único de los tres países norteamericanos que compite en Rusia-2018, continuará su fabulosa historia como anfitrión, tras ser el teatro de las obras maestras de Pelé en 1970 y de Diego Maradona en 1986.

La candidatura ‘United 2026’ obtuvo 134 votos, mientras que Marruecos recibió 65, por lo que tendrá el privilegio de organizar el primer Mundial con 48 equipos.

La ceremonia inaugural previa al partido inicial en donde Rusia goleó 5-0 a Arabia saudita dejó imágenes para recordar.

Dicha  celebración tuvo como actores principales al arquero español Iker Casillas, el ex futbolista brasileño Ronaldo y los cantantes Robbie Williams y Aida Garifullina. El  Luzhniki hospedó a 80 mil fanáticos el primer día de Rusia 2018.

El arquero español Iker Casillas fue el encargado de presentar el trofeo junto a la modelo rusa Natalia Vodiónova. Ambos ingresaron al campo de juego con un cofre que exhibieron ante el público.

Luego de que los jugadores de Rusia y de Arabia Saudita terminaran los trabajos de calentamiento, el césped del estadio se modificó para hospedar la ceremonia de inauguración.

La ceremonia de inauguración comenzó con el video protagonizado por un niño a lo largo de todas las sedes del Mundial. El mismo niño ingresó al estadio de la mano de Ronaldo, el astro brasileño campeón con su selección en Estados Unidos 94 y Corea-Japón 2002.

El astro de la Canarinha hizo su aparición en la ceremonia previo al comienzo del concierto realizado por el ingles y la rusa.

Luego de la aparición del futbolista brasileño llegó el turno del cantante británico Robbie Williams, quien entonó “Feel” y otras de sus canciones más conocidas.

Robbie Williams besa la mano de la soprano Aida Garifullina con la mascota Zavibaka como testigo. Los cantantes interpretaron juntos canciones del artista británico.

El camerunés Rigobert Youmbi es un hincha caracterizado en la historia de los Mundiales. Suele pintar todo su cuerpo con los colores del país anfitrión